Toda la potencia creativa de nuestra ciudad.

Óscar Múñoz no solo es uno de los artistas más importantes de la ciudad, sino también, la cabeza detrás de Lugar a dudas. Un espacio donde el arte es la respuesta a cualquier pregunta.

Su número telefónico es un enigma. Pocos saben cuál sería la palabra que atinaría a pronunciar al contestar. Quizás un ‘aló’ sea suficiente. Es fácil intuir que se trata de un hombre de pocas palabras al que le sobran las certezas.

Lugar a dudas - Óscar MuñozConceptos como la corporeidad, la temporalidad, lo efímero y la memoria, hacen eco en el trabajo artístico de Óscar Muñoz. Un payanés adoptado por Cali que hace uso del dibujo, la fotografía, el video, las instalaciones y el grabado, para materializar sus ideas y compartirlas con los ojos que las quieran escrutar.

Múñoz es parte de la historia artística de la ciudad. Su primera exposición individual la presentó en Ciudad Solar en los años setenta. Una serie de dibujos sobre madera en blanco y negro, que develaban a través de sus trazos cuerpos amorfos y desnudos que lograron atraer la mirada morbosa de los espectadores. Decir que su obra ha viajado casi por todo el mundo, no resulta exagerado. París, Venecia y Buenos Aires, resaltan en la lista. Un artista que desde Cali ha puesto en juicio conceptos y materiales, que le ha valido un reconocimiento internacional. Y su figura crítica va más allá del propio artista.

Un lugar para ponerlo todo en duda.

Después de su periplo en el quehacer artístico, su sed creativa lo llevó a crear en el 2006 Lugar a dudas, un espacio sin ánimo de lucro que le apuesta a la movida artística independiente de nuestra ciudad. Un lugar pensado para la reflexión y la crítica, sobre el mismo ejercicio artístico y sobre el complejo mundo que vivimos. Desde hace más de 10 años, Lugar a dudas ha abierto las puertas a exposiciones, proyecciones de cine, espacios concertados y de ensayo, para ser una respuesta a cierta frustraciones que produce el hacer arte en la ciudad.

Lugar a DudasA través de un proceso de investigación, producción y confrontación abierta con el público, busca ser un laboratorio abierto para fomentar el conocimiento del arte contemporáneo y facilitar el desarrollo de los procesos creativos. En una entrevista con la investigadora y curadora de arte contemporáneo, María Wills, Óscar resalta Lugar a dudas como una “apuesta pequeña en tamaño, pero apasionante en su interior”.

El principio del lugar se basa en establecer relaciones directas y cercanas con el público y con sus sensaciones que son respuesta a los diferentes estímulos del arte. Para así lograr con ello, fortalecer la escena local.

“La movida artística de Cali tiene sus altas y bajas. La regularidad de instituciones como ‘Lugar a Dudas’ permite que la movida se mantenga y crezca”, asegura un artista plástico caleño, quien como Múñoz, prefiere mantenerse al margen de los medios y se abstiene de dar su nombre.

Una “apuesta pequeña en tamaño, pero apasionante en su interior”.

Por su parte, el músico Andrés Velasco, más conocido como Andy Guarro, resalta la riqueza que se esconde detrás de sus paredes blancas: “Este es un espacio importantísimo. Creo que hasta ahora es el único alternativo que ha logrado subsistir. Tiene el archivo de biblioteca de arte más grande del Suroccidente colombiano y además, permite tejer relaciones entre los gestores y la gente”, explica.

Guarro dice que aunque frecuenta mucho el lugar, le quedan muchas interrogantes acerca de Múñoz: “Lo he visto pocas veces. Como tiene un taller cerca de la galería, por las tardes a veces llega a ver qué está pasando”.

Entre los programas que ofrece este espacio ubicado al norte de la ciudad, se encuentran las exhibiciones, el Centro de Documentación, las residencias, la cinemateca y la educación sin escuela. Cada uno de ellos pensado de forma que alimente de una u otra manera la creatividad de la ciudad.


Esta semana se abrió la convocatoria para las Resi-dencias Artísticas Nacionales, con apoyo de Mincultura.

Para los caleños, Lugar a dudas es sinónimo de memoria, de nostalgia, de obstinación. “Sin ser museo, para mí reivindica los recuerdos de una ciudad. Es el pasado en movimiento que encarna esa melancolía por la Cali de antes”, opina Olga Lucía Llanos, antropóloga de la Universidad Icesi y fiel visitante de la galería.

Lugar a dudasAl tratar de describir a Óscar Muñóz se puede caer en afirmaciones obvias y a veces peligrosas. A los ojos de un miope, se trata de un artista hosco que le huye a la fama y que prefiere esconderse detrás del marco negro de sus gafas rectangulares. Sin embargo, y si se mira más allá, Múñoz al igual que su trabajo y su reconocida residencia, son la viva expresión de la terquedad, la tenacidad y la fluidez creativa, lejos de la convulsión de los teléfonos inteligentes y las redes sociales.

¿Dónde encontrar Lugar a dudas?

Lugar a dudas se encuentra en Calle 15 Norte # 8N-41. Barrio Granada.
Teléfono: (+57)(2) 668 2335
lugaradudas@lugaradudas.org

Artículos Relacionados